Cómo llevar gemelos

Cuando se trata de citas u ocasiones formales, las mujeres cuentan con una variedad muy extensa de vestidos y accesorios para elegir. En el caso de los hombres es bien distinto, pues la opción de la mayoría suele consistir en un traje o un smoking estándar. Y muchos de ellos, ni siquiera tienen en cuenta los gemelos como opción para dar un toque más personal a su atuendo un tanto adocenado. ¿Alguien conoce una manera mejor de diferenciarte de los demás que un buen par de mancuernas de diseño? Los gemelos pueden añadir un toque de elegancia y estilo que casi ningún otro elemento de la vestimenta masculina puede conseguir, aportando personalidad a la misma.

Los gemelos son un accesorio que los hombres, por lo general, no suelen tener en consideración. En muchos casos se les suele identificar como un complemento excesivamente formal y frío. Pero no siempre es el caso, y menos ahora que existen variedad de diseños que aportan un toque desenfadado. Es tan amplio el catálogo, que abarca todo tipo de temáticas. Puedes llevar gemelos para apoyar a tu equipo de fútbol, celebrar una boda o asistir a una conferencia de informáticos.

El uso de botones, pernos de seguridad, cremalleras o velcro sigue estando a la orden del día, pero también es cierto que, desde hace unos años, el uso de los gemelos está regresando al mundo de la moda con mucha fuerza. Probarnos y elegir una mancuerna por primera vez, puede resultar una tarea difícil. Con el fin de ayudar a todos aquellos que todavía no se han decidido a dar ese paso tan significativo consistente en abrochar el puño de la camisa con un gemelo, vamos a describir una serie de pasos para demostrar lo sencillo que puede llegar a ser. Un par de minutos bastarán para darnos cuenta de la comodidad y eficacia de los gemelos:

- Paso uno: Ponerse una camisa con puños franceses (también llamados dobles). Este tipo de camisas tienen mangas extra largas, sin botones y con agujeros en cada lado. Cuando la tengamos puesta, doblaremos los puños hacia atrás, asegurándonos de que forman una línea ordenada al final de las mangas.

- Paso dos: Mantener juntos los dos bordes abiertos de los puños de la camisa. A diferencia de los puños que llevan botones en un lado de los pliegues, con los gemelos se llevan ambos lados en posición plana lejos de la muñeca. Hay que asegurarse de que los agujeros de la línea de la mancuerna o gemelo están hacia arriba.

- Paso tres: Hacerse con el gemelo. Existe un modelo básico de mancuerna que cuenta con un pequeño círculo conectado con una pieza de metal que conduce a un círculo decorado más grande. También existen aquellos gemelos que cuentan con una parte posterior con bisagras. Estos últimos suelen ser más comunes que los primeros, pero cualquiera de los dos estilos se pueden utilizar fácilmente.

- Paso cuatro: Se coloca el gemelo asegurándose siempre que la parte decorativa debe estar orientada hacia el exterior. La forma de asegurar la mancuerna, como ya hemos dicho antes, puede variar ligeramente en función del estilo del gemelo.

 

Es posible que con la breve explicación del último paso no nos haya quedado del todo claro cuáles son todos los tipos de gemelos que uno se puede abrochar y cómo hacerlo. La gama de estilos y formas de gemelos es bastante amplia, por lo que sería mejor hacer un recordatorio y explicar detalladamente en qué consisten los modelos de gemelo más conocidos:

 

- Bullet back closure: Es el más común de todos los soportes de gemelos y el más fácil de colocar. Este modelo se caracteriza porque tiene la forma de un torpedo o una bala. Una pequeña cápsula que está suspendida entre dos postes. La “bala” se puede girar sobre su eje para manipular el manguito a través de los ojales y luego voltearse horizontalmente para asegurar la mancuerna de la camisa.

 

- Whale back closure: Este estilo de gemelo combina la suspensión de un poste con una cápsula en forma de cola de ballena. Se podría decir que es un modelo parecido al anterior salvo que cambia algún pequeño detalle.

 

- Gemelo de respaldo fijo: Un modelo que cuenta con unos soportes fijos, que son una extensión de la cara de la mancuerna. Esto significa que el poste y el respaldo están formados a partir de la misma pieza de metal, como el lado frontal de la mancuerna. El soporte no se dobla ni se mueve de cualquier forma. Puede requerir un poco más de tiempo y de maña para ser colocado pero cuenta con el beneficio de no tener partes móviles. Un beneficio que a largo plazo se agradece bastante, sobre todo en citas de larga duración.

 

- Gemelo de eslabón de cadena: Es la forma más tradicional de gemelos y, como su nombre indica, cuenta con un eslabón de cadena. Estos eslabones de cadena se caracterizan por tener dos partes unidas entre sí por una cadena de enlace. Debido a la agilidad necesaria para ser puestos, podríamos considerar que se trata de un modelo orientado a gente con cierta experiencia para abrochar gemelos. La ventaja de este estilo es que es agradable a la vista por ambos lados. Además, la cadena de enlace suele permitir un puño flojo de camisa.

 

- Gemelo reversible: Son unos gemelos traseros fijos que tienen un diseño en la parte final, en lugar de un disco sin formato fijo. Permite un diseño atractivo en ambos lados de la banda y también permite cambiar lo que se muestra en el lado principal del manguito. Es como tener dos pares en uno.

 

- Gemelo con bola de retroceso: Consiste en un eslabón de cadena de gemelos donde el respaldo está compuesto por una bola de plata o de oro. La ventaja que tienen estas mancuernas, es que son muy fáciles de poner y se obtiene el beneficio de la soltura de la cadena, que hace de enlace con el respaldo. Las bolas son también más atractivas que una bala u otro tipo de modelos. Es cierto que el modelo clásico de bola suele estar bañado en oro o en plata pero en la actualidad existe un millar de colores y materiales que recubren la misma.


No products

To be determined Shipping
0,00 € Total

Check out